El Cómic Barcelona (Salón Internacional del Cómic de Barcelona) es el evento organizado por Ficomic donde se reconoce la labor de autores, traductores, dibujantes y demás artífices del noveno arte. Se trata del mayor referente de difusión cultural en el mundo de las historias gráficas en España.

Un poco de historia

El Salón del Cómic se inició en la década del 80, en pleno auge de las revistas y cómics para adultos en Europa. La ciudad elegida fue Barcelona, la misma que acogía a la gran mayoría de autores del momento. Durante las primeras ediciones fue modificando su nombre, pero el objetivo era siempre la difusión cultural y el reconocimiento.

En la década del 90, la condición nómade del evento fue una de las características, así como la cantidad de coordinadores que lo dirigieron. Durante esta época surgieron fuertes debates que giraron en torno al origen mismo del Salón, ya que en algunas de se celebraron exposiciones como ‘100 tebeos para un centenario’ y otras que reflejaban el aspecto más popular y comercial del rubro. Antes de terminar está década, se intentó volver a la idea inicial de un enfoque alternativo que promocionara los nuevos artistas.

Ya en el siglo XXI, el Salón del Cómic afianzado celebró sus 30 años de existencia y se realizaron importantes eventos con homenajes varios. Entre ellos la exposición dedicada a Will Eisner.

Los premios

Cada año se entregan diferentes premios a obras que hayan sido editadas en España y a sus autores en las respectivas categorías. Para los que aún no han ganado la suficiente popularidad, el ‘Premio Revelación’ quizá es uno de los más deseados. Asimismo, se destaca el Gran Premio que recae en un solo autor por el conjunto de su obra.

La controversia presente en el Salón del Cómic

 

 

Este año, el jurado ha decidido entregar el Gran Premio del Cómic a Antonio Martín y rápidamente surgieron las opiniones desencontradas desde diferentes sectores. La controversia sobre este premio se instaló en el ambiente y las repercusiones entre autores y dibujantes se hizo pública.

El Gran Premio reconoce a la trayectoria profesional de un autor o autora español con 25 años de experiencia en trabajo publicado. Si bien, las quejas no intentan desprestigiar la importante labor de Antonio Martín como divulgador y editor, ni es una crítica a su profesionalismo, sostienen que no es un autor de cómic con trayectoria. A partir de esta concepción, se genera el rechazo y la decepción de centenares de guionistas, dibujantes que han dedicado la mayor cantidad de horas de su vida a la creación de historias gráficas.

La controversia están en el centro y desde el Salón del Cómic, quizá deban replantearse los criterios para futuras entregas. Aunque, a decir verdad, ya son varios los que dudan de continuar presentes en futuras nominaciones.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies